Consejos para cuidar el cuero

Es importante darle un buen cuidado al cuero, esto es fundamental para alargar la vida útil y conservarlos a lo largo del tiempo. Acá encontrarás consejos sencillos y muy efectivos para cuidar tus piezas en cuero

Polvo

Retira el polvo periódicamente con un paño limpio, seco y suave o en su defecto, con un plumero.

Manchas

Para las manchas de refrescos, café, té, leche, chocolate, aceite, grasa, cosméticos, maquillaje. 

  • Quita el líquido de la superficie, frota suavemente la mancha desde afuera hacia dentro con papel secante o paño seco.

Si con esto la superficie no queda completamente limpia:

  •  Disuelve unas gotas de shampoo neutro en 500 cc de agua y frota suavemente en la superficie con el paño húmedo
  •  Deja secar al ambiente

Exposición Luz

Evita colocar los artículos cerca de fuentes de calor, como calefactores, radiadores, chimeneas, etc. Para mantener el color natural de la piel, evita la exposición a la luz ultravioleta o a lámparas potentes de manera prolongada. 

Sustancias no recomendadas

 El uso de estas sustancias podría dañar irreparablemente tu pieza en cuero.

  • Quita esmalte
  • Cloro 
  • Rayones de esfero o marcador
  • Thinner o solventes 
  • Pintura 
  • Esmalte
  • Betún
  • Alcohol 
  • Gel desinfectante 
  • Prendas que destiñan 
  • Tintura de pelo

Cuidados especiales

  • No sumergir en agua 
  • No usar blanqueador o solventes 
  • No planchar 
  • No lavar en seco 
  • No secar en secadora 
  • No secar con secador  
  • No recomendamos cremas, ceras, limpiadores, restauradores o cualquier otro producto.

Almacenamiento

Cuando se requiera de almacenaje por un tiempo prolongado, tenga en cuenta no exponer el cuero a ambientes húmedos o guardarlas en bolsas plásticas. Apile un máximo de 10 unidades en rollos, sometiéndolas a una rotación periódica para disminuir la presión y permitir su aireación.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Carrito de compra